Buscar este blog

Cargando...

jueves, 17 de abril de 2014

Adiós a Gabriel García Márquez

De jovencito leí a Márquez.
Primero, para presumir ante mi profesora de francés, el verano de mis 15 años saqué de la biblioteca '100 años de soledad'.
No pude acabarlo. Me desazonaba la irrealidad pegajosa, el aire de duermevela que impregnaba todo dándole al mismo tiempo, de forma inverosímil, un hálito hiperrealista al ambiente .
Luego alguien me aconsejó :
-lee primero "El coronel no tiene quien le escriba"
Entonces entendí.
Y así vinieron luego detrás tantos otros : 'Crónica de una muerte anunciada', 'El otoño del patriarca' - insuperable para mí -, 'Relato de un naúfrago','Doce cuentos peregrinos','Del amor y otros demonios','Ojos de perro azul','La hojarasca' 'La increíble y triste historia de la Cándida Eréndira','La mala hora'y por supuesto, '100 años de soledad'.
Luego paré de pronto, como agotando el final de la adolescencia, barruntando caminos distintos.
Nunca leí, pues 'Memoria de mis putas más tristes','Vivir para contarla' ni sus recopilaciones de textos periodísticos, ni otros tantos.
Quizá es casual que en haya tardado  500  post - justo este - en hablar de un amor de adolescencia.
Quizá es hora de volver a ser joven lector.
Es hora de volver a Márquez, qué mejor forma de que viva aún con nosotros.

Descanse en paz, maestro.

Lo juro : esta Semana Santa di un giro a mi vida

Las vacaciones están para eso: cambiar de actividad y olvidar las penurias,¿no? Decidido a dar un giro de 180 grados a mi vida, me propuse inspeccionar las posibilidades a mi alcance en el sur de Tenerife.
...Y, comprobando que 180 grados no iba a ser suficiente, mejor 360 grados y completaba un recorrido por mis lugares fetiche de siempre.
Asaltos a mercadillos: en este caso el enorme mercadillo de Los Cristianos, donde unas simpatiquísimas irlandesas salvan mascotas a golpe de bestsellers del mercado británico de segunda mano.
Visitas subrepticias a la librerías, entre ellas TheBookSwop : deliciosa música clásica de fondo y un ambiente como cristalizado en el tiempo, aislado de la voraginosa actividad circundante de un puerto entre catamaranes que vuelan a por cetáceos, ruidosas - furiosas diríase - embarcaciones fueraborda y los sempiternos vendedores de excursiones en su inglés playero.
No podía faltar la cita con mi librería de lance favorita y tener una amena conversación con uno de mis libreros favoritos.Lástima que su colección en francés e inglés no esté a la altura de la anglosajona. En esta ocasión no he conseguido nada nuevo de Bill Bryson.


La saca de libros de nuestro librero ambulante, los miércoles siempre fiel al mercadillo de San Juan.


Mira por dónde, consigo la aventura crepuscular que cierra la serie de Brubaker sobre soldado de invierno - 10 años de colección y yo pensando que Marvel se lo había sacado de la manga para la película- Además algo nuevo de A.E Van Vogt, del que leí Slan, con ciertas dificultades, el pasado verano, fruto de las recomendaciones del maestro M. Barceló. El de Richard Dawkings a ver si lo termino, porque no me suele gustar su estilo, a mi entender, excesivamente pedagógico.El resto apareció en mi bolsa sin percatarme de ello casi, lo juro ;)


Aumento mi colección de Terry Pratchett. No sé por qué, pero esta lectura fantasiosa,humorística, irónica e inteligente me resulta ideal para las vacaciones.
Por cierto que con The Long War ya van dos de la serie en colaboración con Stephen Baxter que tengo por leer, tengo aún sin abrir 'The Long Earth'.


Es destacable que la pila que no compré yo - adivinen cuál-...por primera vez supera la que sí.El de Dublín de Edward Rutherfurd se suma a la fantástica serie de libros de novelas históricas suyas en la pila de las cuales tengo leídas London y Rusos.


Fin de la incertidumbre y del giro de 360 grados : esta es mi pila de semana santa.


viernes, 11 de abril de 2014

What's The Worst That Can Happen?

Quedan apenas 120 días.
Se van a reunir personajes de toda índole, cualquier origen y condición.Montados en vehículos de toda índole, cualquier origen y condición.
Y todos confluirán en Londres.
What's The Worst That Can Happen? ...Digo,¿Qué es lo peor que puede suceder?



 Decir que voy a hacer todo lo posible por estar ahí este verano se queda corto.
Como dijo el buen doctor :

Dejemos que los filisteos tengan sus Oscar y sus Emmy, nosotros tenemos los Hugo

lunes, 31 de marzo de 2014

Recuerdos de más allá del oeste

'Pero tenían a dónde escapar. Era su derecho, su herencia: eran americanos y estos siempre habían viajado hacia el oeste cuando las cosas se torcían. Hacia el oeste, hacia donde el sol se oculta y los hombres tienen la oportunidad de volver a empezar.[...]Cuando acabaron de construir, fueron al mar para descubrir a qué habían venido y eso les inquietó. Por primera vez en su vida estaban atrapados.[...]Habían llegado al final del continente que les habían hecho creer que era interminable.En la tierra ya no había nada nuevo.[...] Fueron sus hijos los que empezaron a sentirse descontentos. Fuimos nosotros los que nos impacientamos.Nuestros padres eran demasiado viejos para recordar cómo se sintieron ellos en un momento dado, así que les parecía que nosotros éramos unos rebeldes y unas ovejas negras.Éramos fuertes,robustos y la mayoría teníamos el pelo rubio y largas extremidades. [...]
Decían :
-¿A que es fabuloso?
y nosotros nos limitábamos a mirar con fascinación las olas.'

El gran miércoles. John Milius, Dennis Aaberg

Tengo el recuerdo de mi querido y rubio A.B. sentándome a ver esta película, hablándome de olas, aventuras y chicas.
Este libro ha despertado memorias juveniles adormecidas, imágenes de largas tardes de verano, el frío tras horas cogiendo - perdiendo- olas y la superficie cambiante del mar, hipnótica, como la hoguera de los antepasados.
A.B. donde quiera que estés, fuiste un gran tipo.

sábado, 22 de marzo de 2014

Las curiosas coincidencias aka Libros Ad hoc

Corría el año 1997 cuando inicié mi colección de libros relacionados con la segunda guerra mundial.
Y fue con 'La Segunda Guerra Mundial' de Ricardo Artola.


Guardo un grato recuerdo de leer este libro, sobre todo por lo que supuso de inicio de una colección - ya la mostraré ;) - . Han venido muchos otros tras él.
El caso es que pensaba en este año de centenario empezar a aprender sobre la primera guerra mundial. Como ven yo aprendo historia al revés, de lo próximo en el tiempo a lo remoto.
Y me dio por volver al sr. Artola, un pequeño homenaje lector.


Pues no ha sido buena elección.
'La I Guerra Mundial' es un libro, como me ha comentado después mi mentor en estas lides de libros históricos A., escrito claramente por encargo.
Carente de una idea propia que sea eje conductor - ¿quizá sería más propio en este caso decir 'entente conductor'?- ,  como creo cualquier libro sobre un tema tantas veces tratado debería aspirar : no opta por el camino de la recopilación prolija ni por el de la visión original. Tiene, desde mi visión de lego, quizá una o dos cosas que merezcan salvarse.Una es que tenemos una visión de los alemanes contaminada por lo que pasó luego en la segunda guerra mundial y otra que el propio tratado de Versalles fue el germen de la guerra - aunque ninguna es absolutamente original-
Tampoco me ha gustado la recopilación final de nombres propios desligados de un lugar en el texto, con un pequeño detalle biográfico. Esto en muchos libros de divulgación se vincula al menos a un cuadro en la página donde el personaje aparece por vez primera o cuando es el protagonista de la acción.

Pero es que además el libro, editado este 2014, no contiene en las referencias los libros monumentales aparecidos este mismo año...bueno, es lógico.Visto lo visto no le convenía la competencia.
Y lo peor.
Con una sospecha en la cabeza, he ido a mirar la fecha de edición y el formato de 'La carrera espacial' del mismo autor y editorial que tengo en la pila, pendiente de leer.
¿adivinan?


Efectivamente: publicado en 2009, en el 50** aniversario de la llegada a la luna.
Aún tengo que leérmelo pero no espero nada novedoso, sobre todo tras haber leído sobre este mismo tema los excelentes 'Adiós a la tierra' de Robert Zimmerman y 'Houston tenemos un problema' y Wernher Von Braun: entre el águila y la esvástica', ambos de Javier Casado.


Culpa mía por comprar con motivos melancólicos y no prácticos.

PS: quizá debería revisar mi idea romántica sobre la primera lectura del autor, he vuelto a mirar su  'La segunda guerra mundial' y es el mismo esquema repetitivo.También ignoraba que al autor tiene responsabilidades editoriales.
Aunque a mi yo lector de 1997 le gustó...
**Bueno, he recibido una avalancha de preguntas acerca del mismo tema, efectivamente, 'La Segunda Guerra Mundial' se publicó en 1995 (Otro 50 aniversario ;)